fbpx
Publicar Alojamiento
Iniciar sesión / Registrarse
EUR
Buscar

Aún no tienes alojamientos guardados.

Blog de turismo rural 🏕 Ventederural

Noticias sobre el turismo rural en España

bardenas-reales

Cómo viajar por España y descubrir maravillas del mundo

Viajando por España también viajas por el mundo. No hace falta irse al Caribe para bañarse en cristalinas aguas, ni desplazarse a Noruega para descubrir espectaculares fiordos o volar hasta Estados Unidos para contemplar paisajes dramáticos como el Gran Cañón del Colorado. En España tenemos nuestra propia sabana africana, nuestra Capadocia turca o nuestra propia lacustre Suiza. ¿Quieres conocerlos?

La pandemia por Covid-19 que ha azotado a la humanidad durante 2020 ha ocasionado grandes tragedias personales y profesionales. También ha alterado los cánones turísticos y  no sólo por el pronunciado descenso de los viajes que ha zarandeado la rentabilidad de esta industria. Durante el verano de 2020 se ha registrado un cambio en los hábitos vacacionales con la priorización del turismo de proximidad respecto a los viajes al extranjero.

Dentro de la crisis por la precipitación sin parangón de los viajes, el turismo rural ha mantenido el tipo en mayor medida que otros perfiles de alojamientos. El tradicional cuidado y mimo que los propietarios dispensan a las casas rurales, el precio normalmente accesible para el gran público y la elevada oferta en todas las regiones y a escasos kms de las viviendas de los viajeros, han producido una derivación de éstos al turismo rural en España en perjuicio de otros destinos mundiales. 

Según los datos de ocupación de alojamientos extrahoteleros del Instituto Nacional de Estadística, mientras que las reservas en agosto en los apartamentos turísticos se desplomó en un 74% interanual, en los alojamientos de turismo rural el descenso se quedó en un aseado 13%. La tranquilidad del campo, lejos de las aglomeraciones de los núcleos urbanos, nos ha servido como válvula de escape durante la pandemia. Para una escapada familiar, para teletrabajar… Incluso, hay quienes han decidido cambiar de vida, despidiéndose de la oficina para iniciar un nuevo proyecto en un pueblo del que nunca había oído hablar antes.

El Covid nos ha dado una lección de vida. El planeta tiene recursos limitados y la huella que estamos dejando amenazan seriamente a futuras generaciones. En Ventederural apostamos por la sostenibilidad y el turismo rural comprometido, con o sin pandemia mundial. Una vuelta a los orígenes de nuestros abuelos, cuando los pueblos rebosaban dinamismo y la España vaciada estaba todavía en pañales. Viajar al extranjero es maravilloso, por aquellos infinitos lugares por descubrir y culturas tan opuestas con las que interactuar. Pero muchas veces priorizamos, injustamente, destinos más allá de nuestras fronteras cuando tenemos fotografías propias difícilmente superables

La Alberca, el pueblo de fantasía que abrillanta la Sierra de Francia

Te voy a dar tres datos objetivos para que te plantees viajar por España:

  • Es el tercer país del mundo, tras Italia y China, en número de lugares declarados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en atención a la relevancia cultural o natural. De los 48 lugares registrados en España, 42 son bienes culturales, cuatro naturales y dos son mixtos. Hay monumentos, barrios, ciudades, espacios naturales, puentes… ¿En serio te los vas a perder?
  • España es el país con más espacios declarados Reserva de la Biosfera de la UNESCO, sumando un total de 52 de los 726 que existen en 123 países en todo el mundo. Las Reservas de Biosfera son emplazamientos seleccionados por el interés científico tanto en lo ecológico, biológico como cultural, y donde los pobladores de esos territorios desarrollan actividades socioeconómicas, humanas, y de conservación, procurando la sostenibilidad.
  • España es el segundo país más visitado del mundo, sólo por detrás de Francia y marcando el paso a grandes potencias turísticas como Estados Unidos, China e Italia. Nada más y nada menos que 83 millones de visitantes internacionales eligieron España para disfrutar de sus vacaciones en 2019. Y no sólo por el manido ‘sol y playa’. El turismo rural ha visto incrementada la demanda de usuarios de otros países en los últimos años, con especial foco en regiones como Asturias, Cantabria, País Vasco, Cataluña, Valencia y Andalucía.

Toda la geografía nacional presenta millones de lugares impactantes que no podríamos conocer ni en cien vidas. A continuación te dejo unos pocos ejemplos de lugares que se dan un serio aire a grandes destinos internacionales por los que suspiramos.

Playa de Rodas en las Cíes

¿Desierto de Tabernas o el Sáhara?

Encaramarse a las dunas de arenas doradas, marchar a lomos de un camello, dormir en las típicas Jaimas Árabes y contemplar las estrellas en todo su esplendor es una experiencia de las irrepetibles que nos regalan algunos de los desiertos más notorios del mundo. Wadi Rum en Jordania o el Sáhara en Marruecos son impresionantes parajes, frecuentados por los turistas occidentales para descubrir la vida en situaciones tan extremas. 

Menos conocido es el único desierto existente en Europa que, mira tú por donde, se encuentra en España. A unos 30 kilómetros al norte de la ciudad de Almería encontramos los 280 kilómetros cuadrados del desierto de Tabernas, una área conocida por ser la más seca de todo el continente y cuyos desolados paisajes recuerdan al páramo estadounidense. En Tabernas podremos, además, visitar los pueblos temáticos ambientados en el Old West para rodar grandes clásicos como Por un puñado de dólares o Lawrence de Arabia.

tabernas-pueblo

Arribes del Duero, los Fiordos de España

Los glaciares cincelaron paisajes de ensueño en las costas de Noruega creando grandes brazos de mar tierra adentro, flanqueados por altas paredes rocosas repletas de la indómita naturaleza de aquellas latitudes. El país cuenta con más de mil fiordos pero es en el suroeste donde se concentran los más atractivos y populares, visitados cada verano por decenas de miles de personas especialmente a bordo de los cruceros. Son atractivos de visita inexcusable la bella villa marinera de Bergen y el Flåmsbana, un tren que sortea 866 metros de desnivel entre paisajes espectaculares.

En los Arribes del Duero de Zamora y Salamanca no hallaremos tan encantador tren ni vislumbraremos el mar, pero sí una orografía igualmente dramática, conformada por cañones de hasta 400 metros de altura que pueden ser observados desde las decenas de miradores habilitados en los rincones más recónditos. Los pequeños pueblos anclados en tiempos inmemoriales, con Fermoselle y Miranda do Douro como máximos exponentes, y la intensa gastronomía local harán el resto. También podrás admirar el Pozo de los Humos, una cascada de 50 metros, y darte un chapuzón en la playa del Rostro. Cosa que no podrás hacer en Noruega…

Arribes del Duero verdes

Mont Saint Michel en versión euskera

La Torre Eiffel y Mickey Mouse son los clásicos estandartes de Francia como principal destino turístico mundial. Por detrás encontramos la fortaleza del Mont Saint Michel, la gran joya de Normandía y lugar de peregrinación turística por la increíble acción de sus mareas. Situado en el estuario del río Couesnon, y en medio de una bahía periódicamente invadida por el mar, en función de la hora del día podemos estar en una isla, o en un peñón conectado con tierra firme a través de un vasto terreno de arenas movedizas. 

Parece difícil pensar que tenemos un Saint Michel en España… Pero sí. Aun con sus evidentes diferencias, San Juan de Gaztelugatxe deslumbra también por su belleza en pleno litoral vizcaíno. La isla está conectada a tierra firme por un puente de piedra y se puede alcanzar la cima de la gran roca y la famosa ermita, tras un zigzagueante camino de 241 peldaños. Los atardeceres desde el Rocadragón de la serie Juego de Tronos son espectaculares.

sanjuan-gaztelugatze

Las Médulas, el Gran Cañón de El Bierzo

Quién no ha tenido en mente visitar el Gran Cañón del Colorado, esa vistosa y escarpada garganta excavada por el río homónimo en el norte de Arizona, Estados Unidos. El cañón tiene unos 446 kms de longitud, cuenta con cordilleras de entre 6 a 29 km de anchura y alcanza profundidades de más de 1.600 metros. El árido y rojizo paisaje, espectacular, merece ser contemplado a ras del río Colorado en Piragua, serpenteando los caminos a pie o incluso a bordo de un helicóptero.

Más cerquita tenemos un paisaje que nos recuerda en cierta manera al mítico Gran Cañón. En el Bierzo, provincia de León, los romanos nos han legado a golpe de derrumbe un espacio natural mágico que todo viajero debe transitar al menos una vez en la vida. En Las Médulas hallamos unas sendas muy accesibles desde las cuales maravillarnos del rojizo de la montaña cortada, lagos creados artificialmente, y miradores con panorámicas de postal.

Las Médulas desde el Mirador de Orellán

Las Bárdenas Reales o cómo visitar Capadocia sin salir de España

Uno de los viajes combinados por antonomasia incluye Estambul y la Capadocia, región turca de Anatolia Central famosa por sus formaciones geológicas en forma de “chimeneas” u “hongos”, como consecuencia de las erupciones volcánicas megalíticas. El paisaje en forma de panal de Capadocia parece haber sido esculpido por un enjambre de abejas, mientras que los humanos también han dejado su huella en los frescos bizantinos de las iglesias excavadas en la piedra y en las laberínticas ciudades subterráneas.

Al sureste de Navarra y muy cerca de Tudela, podemos deleitarnos con un paisaje que rememora el horadado paisaje turco. En las 42.500 hectáreas que conforman el Parque Natural de las Bardenas Reales encontramos cómo la erosión de sus suelos de arcillas, yesos y areniscas ha esculpido caprichosas formas creando un mundo de apariencia casi lunar poblado de barrancos, mesetas planas y cerros solitarios. Son elevaciones naturales del terreno de poca altura, aisladas y generalmente redondeadas, siendo el más famoso de todos el de Castildetierra.

bardenas reales

Los Lagos de Covadonga, como estar en Suiza

Cuando pensamos en un paraíso natural europeo, Suiza cotiza al alza. Alrededor del 60 por ciento de su tierra está ocupada por los Alpes; el resto del territorio está cubierto por las montañas Jura y la meseta. El viajero que penetra en el país helvético encuentra lagos cristalinos rodeados de montañas altas, bosques de robles y hayas de naturaleza virgen, abundantes flores y las famosas praderas alpinas. Las cascadas y las vacas felices pastando en las cercanías de los pintorescos pueblos de montaña protagonizan algunas de las más típicas instantáneas suizas.

Pero no hace falta coger un avión para disfrutar de estos paisajes. En Asturias encontrarás vistas parecidas e igualmente espectaculares, por no hablar de que te saldrá mucho más barato y comerás mucho mejor. Los Lagos de Covadonga, dentro del Parque Nacional de los Picos de Europa, nunca decepcionan. Esos dos lagos de aguas cristalinas donde se reflejan las montañas, el verdor desbordante incluso en los veranos más áridos, las vacas y las cabras montesas perfectamente integradas con los visitantes… Hasta encontraremos una pequeña cascada montaña abajo, junto al Santuario de Covadonga. 

Ruta para ver Asturias en 4 días: Cabrales, Covadonga y costa oriental

Ruta para ver Asturias en 4 días: Cabrales, Covadonga y costa oriental

Los Flyschs de colores contra los acantilados de Moher

Irlanda es turísticamente conocida por la palpitante Dublín y los aclamados acantilados de Moher. Situados en la costa occidental de la isla y en las cercanías de Galway, los acantilados de Moher se extienden a lo largo de 8 kms y en su punto más alto alcanzan los 214 metros de altura. Se formaron a partir de los sedimentos depositados por el cauce de un río en su desembocadura hace unos 320 millones de años y que, con el paso del tiempo, han ido formando las rocas que hoy se elevan sobre el nivel del mar, revestidas del intenso verde de la vegetación. 

Ciertamente la costa atlántica irlandesa es preciosa, pero en España existen diversos conjuntos de acantilados que no tienen nada que enviar. Podríamos hablar de Vixía Herbeira en A Coruña -entre los más elevados de Europa-, Langre o Liencres en Cantabria. Pero vamos a destacar los flysch de la costa guipuzcoana entre las poblaciones de Mutriku y Zumaia, o lo que es lo mismo, unas elevadas paredes rocosas con cavidades con diferentes tonalidades que tienen su máximo expresión en el entorno de la playa de Itzurun. Esta playa perteneciente a Zumaia está coronada por la capilla de San Telmo y fue escenario, también, de un capítulo de Juego de Tronos.

Descubre los flyschs en nuestra ruta por la costa guipuzcoana

Cómo viajar por España y descubrir maravillas del mundo

Monasterio de Piedra, la pequeña Islandia

Los Vikingos consideraban que bajo la superficie de la volcánica Islandia se encontraba el Infierno. Pero lo que no podían imaginar aquellos expertos navegantes que colonizaron la isla a partir del año 874 es que habían descubierto las puertas del cielo. El tiempo parece haberse detenido en un deshabitado territorio que enmudece a todo visitante enarbolando sus más profundos sentimientos con su naturaleza de ensueño, desde las cataratas hasta los glaciares. El paraíso existe, pero está a cinco horas de avión.

En España tenemos cascadas para dar y tomar, tal vez no tan sumamente espectaculares como las islandesas, pero también son muy hermosas. Nos quedamos con las verdes tierras del Monasterio de Piedra, todo un oasis natural en medio de las áridas tierras zaragozanas. Los espectaculares saltos de agua se integran en un paisaje visualmente perfecto con lagos y grutas que recuerdan a la isla situada en el norte de Europa. Sin glaciares, pero a cambio con una frondosa arboleda que no vemos en aquel país ni en pintura.

cascada-caprichosa-monasterio-piedra

Cabárceno y Cabañeros: de safari a la sabana africana

El Parque Nacional de Cabañeros, situado entre las provincias de Ciudad Real y Toledo, presenta una vasta llanura con encinas y alcornoques diseminados llamada el serengueti español por su paralelismo con la sabana africana. No veremos leones, pero sí ciervos, muchos. También jabalís. Con suerte gatos monteses y zorros. Reptiles en la zona de monte, sobre todo en los días soleados. Y nutrias y galápagos en los ríos y arroyos que vertebran el paraje natural.

Si la panorámica aparentemente africana no te satisface plenamente por la ausencia de los grandes felinos, ¿por qué no vas al Parque de Cabárceno en Cantabria? No es un zoológico convencional ni tampoco un parque natural como tal, es un espacio naturalizado por la mano del hombre. Con una extensión aproximada de 750 hectáreas de terreno de una antigua explotación minera de hierro a cielo descubierto, el parque acoge a unas 150 especies de animales y plantas de los 5 continentes, que habitan en régimen de semilibertad donde conviven varias especies a la vez. Podremos observar leones, tigres, hipopótamos o jirafas, entre otras muchas.

Ciervos en Cabañeros

Aigüestortes, lo más parecido al parque natural de Plitvice

Croacia es un destino que se ha puesto muy de moda en los últimos años gracias a los bonitos pueblos y al fantástico Parque Natural de Plitvice. Este paraje cuenta con 16 lagos, entrealimentados por 2 fuentes principales (Ríos Blanco y Negro), divididos por las cascadas y las barreras de toba. Las aguas azules turquesa contrastan con el verde de la vegetación y de los profundos bosques, principalmente de hayas, abetos y pinos, convirtiendo la visita en una auténtica delicia para los sentidos

En Lleida tenemos nuestro Plitvice particular. El Parque Nacional de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici se compone de 200 estanques de formas y colores diversos, cascadas con saltos espectaculares, ríos repletos del líquido elemento procedente de los glaciares de los Pirineos que otorgan un verde perpetuo al paraje hasta en los veranos más rigurosos. Las laderas y las praderas están también dominadas por los bosques hayas, abetos y pinos negros, aunque podemos encontrar hasta 1.471 especies vegetales. Y, de propina, en las proximidades podemos descubrir el románico en los pueblos de la Vall de Boì.

pn de aiguestortes

Menorca, nuestro Caribe de playas azul turquesa

Puestos a coger un avión, mejor una horita que las diez que se tarda en llegar a los grandes paraísos del Caribe. La historia ancestral de la Riviera Maya en México, las playas salvajes de la República Dominicana y la potente atracción de Cuba son difíciles de sustituir, sí. Pero los reemplazos españoles tienen una belleza tan superlativa, a menudo minusvalorada, que debe convertirlas en referencias sobre todo para el verano. Podríamos hablar de las islas Cíes en las Rías Baixas, pero nos vamos a detener en Menorca.

Muchos consideran a Menorca como el Caribe de la Europa occidental. Las aguas color turquesa de sus playas, las calas salvajes que salpican el litoral de arena dorada y la frondosa vegetación que brota junto a ellas -sustituyendo, eso sí, las palmeras por los pinos- nos aseguran unos chapuzones espectaculares. Es fácil que veamos también peces cerca de la orilla, así que la sensación de estar en los mares tropicales es más acentuada. Si te bañas en verano hasta la temperatura del agua nos remite a América. Otra cosa es que te des un chapuzón en el mes de enero…

cala-macarella-menorca

… Y decenas de pueblos maravillosos

El mundo está repleto de pueblos encantadores, cada uno con sus peculiaridades y valores culturales propios. España también lleva la delantera en esto. Son decenas, por no hablar de cientos, los pueblos que merecen ser conocidos. Setenil de las Bodegas, el pueblo ubicado debajo de una roca; La Alberca y otras villas de arquitectura tradicional de la Sierra de Francia; los encantadores pueblos de La Vera con sus pozas; los pueblos blancos de la Sierra de Cazorla; o Albarracín, para muchos el pueblo más bonito de España y entre los más preciados del planeta.

setenil-de-las-bodegas

Y muchos más que merecían aparecer en este post. Esperamos que si eres un entusiasta de los viajes nacionales, sigas buscando esos rincones que aún no conoces. Y si no has sido de viajar mucho por España, como quien se niega a ver series nacionales, deseamos que esta entrada te haya servido para plantearte todas las sorpresas que te puede deparar el turismo rural de proximidad.

Agregar comentario

Debes estar registrado para publicar un comentario.

Restablecer tu contraseña